Tus ojos, mis manos, y otros desiertos.

—Hace más de trescientos poemas que no escribo la palabra horizonte. Por algo serás. 'Será', en "Pintura roja y papel de fumar".

paramnesia reduplicativa

________________________

yo ya estuve aquí:
las mismas paredes agrietadas
y la misma luz
partiendo en dos la cama
desde la hoja de la ventana

la sensación de echarme
a la espalda
el peso de la tarde,
o de verte en el brillo
de todas las pupilas

alguien debe haber
trazado
esta geografía portátil
que construyo
en todos los territorios

el crujido de la puerta,
la mesa puesta,
la flor
agonizando en la maceta

yo ya estuve aquí:
en ti, estuve.

Y se alzaron los muros del mapa del laberinto

_________________

housemap

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s

Información

Esta entrada fue publicada el marzo 18, 2014 por en Como quien de eterno caer padece.
Follow Tus ojos, mis manos, y otros desiertos. on WordPress.com

Introduce tu dirección de correo electrónico para seguir este Blog y recibir las notificaciones de las nuevas publicaciones en tu buzón de correo electrónico.

Únete a otros 363 seguidores

A %d blogueros les gusta esto: