Tus ojos, mis manos, y otros desiertos.

—«Hace más de trescientos poemas que no escribo la palabra horizonte. Por algo serás». 'Será', en "Pintura roja y papel de fumar".

Recovecos

______
______

Hay algo en el deseo
capaz de abolir
la civilización entera.
Algo en el ansía
elástica,
hidráulica,
húmeda,
que nos devuelve
la animalidad sagrada.

Comparte ese apetito
la genética de la ira,
el latido acelerado
y el pulso en la sien.
Pero se perpetua
en el torrente
del sudor y la sangre
del moribundo
que mata
por la inmortalidad.

Anidan en el deseo
el hambre y la fiebre,
la duda, la sombra,
las ganas, la noche,
la aurora.
Hasta que la vena revienta,
o las manos
se abren, por fin, camino
en los recovecos
de la piel del otro.

___

deseo

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s

Información

Esta entrada fue publicada el julio 11, 2014 por en tus ojos, mis manos, y otros desiertos (poesía).
Follow Tus ojos, mis manos, y otros desiertos. on WordPress.com

Introduce tu dirección de correo electrónico para seguir este Blog y recibir las notificaciones de las nuevas publicaciones en tu buzón de correo electrónico.

Únete a otros 404 seguidores

A %d blogueros les gusta esto: