Tus ojos, mis manos, y otros desiertos.

—«Hace más de trescientos poemas que no escribo la palabra horizonte. Por algo serás». 'Será', en "Pintura roja y papel de fumar".

orden de alejamiento


 

_

Abre, soy yo.
Si miras por la mirilla
vas a ver las mismas manos,
vacías ahora de certidumbres
y de caricias.

Soy yo, abre.
Si acercas tu oído a la puerta
vas a escuchar la misma voz
que pronunciaba tu nombre.
Algo más quebrada.

Abre, solo te robaré
un par de minutos,
Sabes de mi discreción.
Al fin y al cabo, sigo siendo yo.
Bueno, un poco menos.

En la calle,
ni siquiera llueve.
Y créeme: merecerá la pena.

_

orden

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s

Información

Esta entrada fue publicada el enero 30, 2015 por en de ese arte (cuaderno de invierno).
Follow Tus ojos, mis manos, y otros desiertos. on WordPress.com

Introduce tu dirección de correo electrónico para seguir este Blog y recibir las notificaciones de las nuevas publicaciones en tu buzón de correo electrónico.

Únete a otros 380 seguidores

A %d blogueros les gusta esto: