Tus ojos, mis manos, y otros desiertos.

—«Hace más de trescientos poemas que no escribo la palabra horizonte. Por algo serás». 'Será', en "Pintura roja y papel de fumar".

XLII


 

_

_

_

Creo que toca renegar del minimalismo en la tramoya,
después de tantos años de firmar en los urinarios.
Apostar, por lo menos, por la línea del trazo,
por el brochazo pantone contra la cortina negra.

Creo que toca poner rumbo a puerto, la quilla del zapato,
acusar de insensatez y alevosía a las bombillas,
pasar el dorso de la mano por la hierba recién segada,
aunque suene a barato spot publicitario.

Toca ventilar el cuarto, cercenar el nervio óptico
y puentearlo con el diafragma y el píloro.
Para que lo que veas sea lo que tragues,
lo que respires. ___________Y no lo que interprete

una máquina coja encerrada en su ataúd de hueso.

_
hau2-stage

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s

Información

Esta entrada fue publicada el enero 12, 2016 por en intentario.
Follow Tus ojos, mis manos, y otros desiertos. on WordPress.com

Introduce tu dirección de correo electrónico para seguir este Blog y recibir las notificaciones de las nuevas publicaciones en tu buzón de correo electrónico.

Únete a otros 448 seguidores

A %d blogueros les gusta esto: