Tus ojos, mis manos, y otros desiertos.

—«Hace más de trescientos poemas que no escribo la palabra horizonte. Por algo serás». 'Será', en "Pintura roja y papel de fumar".


 

_

_

_

________ XX

_

Los raíles, frontera de hierro,
los vagones, carrete de cremallera
en el que habito, y que cose
el territorio a medida que avanza
y traquetea.

Traqueteo el camino y su síncopa
del paso. Cierro tras de mí
el espacio recorrido. Ansía el tranco
venidero. El futuro más cerca
en la rueda, el destino prometido
en la huella que adelanto.

Guillotina la puerta el aire y mi estela.
Consume otro trecho del mapa ferroviario.

Y me acerco. Y te acercas.
Y se acurruca el trayecto entre mis manos.

Próxima estación: equis menos uno.

El aire caliente vibra en el techo del túnel,
y los agentes de bolsa aún no decidieron
si lanzarse, de una vez, de sus rascacielos.

Yo miro mi reflejo en la ventanilla
y con el dorso de la mano
me seco la frente de los restos de silencio.

El camino sigue traqueteándome.

_

inside a train window

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s

Información

Esta entrada fue publicada el julio 20, 2016 por en Uncategorized.
Follow Tus ojos, mis manos, y otros desiertos. on WordPress.com

Introduce tu dirección de correo electrónico para seguir este Blog y recibir las notificaciones de las nuevas publicaciones en tu buzón de correo electrónico.

Únete a otros 378 seguidores

A %d blogueros les gusta esto: