Tus ojos, mis manos, y otros desiertos.

—«Hace más de trescientos poemas que no escribo la palabra horizonte. Por algo serás». 'Será', en "Pintura roja y papel de fumar".

un árbol

_

_

_

Soy un árbol que anda.
Acumulo anillos y,
de alguna manera,
doy una buena sombra.
Se escribe mi historia
en las grietas de mi corteza,
en las cicatrices del hacha,
en el hollín del incendio.
Crezco, alguna vez, en el asfalto,
y los pájaros ya nunca
tienen tiempo para mí.
A veces las hojas
aguanta un par de inviernos,
otras, las raíces
se desorientan en el sur
del centro de tu tierra.
Soy un árbol que se tuerce
y ya no se endereza,
con la sombra más oblícua
y más anillos de la cuenta.

_

jim-00252

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

w

Conectando a %s

Información

Esta entrada fue publicada el febrero 10, 2018 por en Uncategorized.
Follow Tus ojos, mis manos, y otros desiertos. on WordPress.com

Introduce tu dirección de correo electrónico para seguir este Blog y recibir las notificaciones de las nuevas publicaciones en tu buzón de correo electrónico.

Únete a otros 424 seguidores

A %d blogueros les gusta esto: