Tus ojos, mis manos, y otros desiertos.

—«Hace más de trescientos poemas que no escribo la palabra horizonte. Por algo serás». 'Será', en "Pintura roja y papel de fumar".

L


 

_

_

_

Desconfío de la potencia especulativa
de la maleta cerrada. En cambio,
los ataúdes abiertos son merecedores
de toda mi confianza.

Sospecho de todos los que dejan siempre
un poco de su bebida en la copa,
como un tributo, como una ofrenda,
el diezmo a vete a saber qué dioses.

Y de los que dicen “vamos a ver”
cuando inician su discurso
para ganar tiempo en el trampantojo
de palabras, carrasperas y meñiques.

Dudo de mí, sobre todas las cosas,
de forma metódica y cartesiana:
de la voz, de las manos, del temple.
Dudo si no es mejor perder la cuenta

_______________de los intentos.
_
crossroad-signs

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s

Información

Esta entrada fue publicada el enero 18, 2016 por en intentario.
Follow Tus ojos, mis manos, y otros desiertos. on WordPress.com

Introduce tu dirección de correo electrónico para seguir este Blog y recibir las notificaciones de las nuevas publicaciones en tu buzón de correo electrónico.

Únete a otros 380 seguidores

A %d blogueros les gusta esto: