Tus ojos, mis manos, y otros desiertos.

—«Hace más de trescientos poemas que no escribo la palabra horizonte. Por algo serás». 'Será', en "Pintura roja y papel de fumar".

_

_

_

camino por la calle,
un tipo me saluda,
amistoso, jovial, decidido,
nos conocemos de toda la vida,
dice, no te acuerdas, pregunta,
olvidaste quién eras

_
hay algo extraño en su cara,
algo familiar, también,
y es posible que tenga razón

_
hurgo en mi memoria,
acomodados, ya, en una mesa,
mueve la cabeza a un lado y al otro,
balbucea, me habla de
recuerdos comunes y compartidos,
enfatiza con convicción absoluta

_
decido seguirle la trama, bebemos,
enumera efemérides que un día olvidé

vocifera ahora de forma parecida,
encuentra palabras como las mías,
naturaliza el naufragio igual que yo,
domestica las manos y la garganta,
acerca su cara a la mía, desconsuelo:
veo aterrado mi reflejo en el cristal,
acaso el tipo sea un yo que yo nunca fui,
lacerado, mi doble, por otros vendavales

?
_

e169e391b43076ff18723d698c71e470

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s

Información

Esta entrada fue publicada el julio 14, 2017 por en Uncategorized.
Follow Tus ojos, mis manos, y otros desiertos. on WordPress.com

Introduce tu dirección de correo electrónico para seguir este Blog y recibir las notificaciones de las nuevas publicaciones en tu buzón de correo electrónico.

Únete a otros 378 seguidores

A %d blogueros les gusta esto: