Tus ojos, mis manos, y otros desiertos.

—«Hace más de trescientos poemas que no escribo la palabra horizonte. Por algo serás». 'Será', en "Pintura roja y papel de fumar".

teoría de la superposición de la grieta



Dices que se ha ido la noche
de golpe, pisando las cáscaras
de la tiniebla, huyendo
de la claridad acusica y despiadada.

Dices que no importa la herida,
que lo mismo la tierra que el cuerpo
saben sanar seguros y silentes
la cicatriz y el pespunte torcido.

Eso dices, que se calla la calle
en el filo de la madrugada,
impúdica, entera y desnuda
ante los ojos de los transeúntes.

Sólo te mata, me dices, la llaga,
cuando coincide el primer rayo
con algo que se va descosiendo
desde dentro, desde siempre desgarrado.

Deja una respuesta

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Salir /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Salir /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Salir /  Cambiar )

Conectando a %s

Información

Esta entrada fue publicada el mayo 31, 2022 por en Uncategorized.
Follow Tus ojos, mis manos, y otros desiertos. on WordPress.com

Introduce tu correo electrónico para suscribirte a este blog y recibir avisos de nuevas entradas.

Únete a otros 497 suscriptores
A %d blogueros les gusta esto: